Punción seca en Vigo


¿Qué es la punción seca?

La punción seca es una técnica fisioterapéutica que utiliza agujas de acupuntura para tratar los dolores musculares causados por los denominados puntos gatillo. Los puntos gatillo son engrosamientos localizados a nivel de la fibra muscular, que se originan por múltiples causas tan comunes como los movimientos repetitivos, traumatismos, estrés, entre otras.

Y ¿Cómo funciona?

Esta técnica se realiza con la aplicación de la aguja sobre el área de engrosamiento de la fibra muscular, la cual responderá con contracciones involuntarias, acabando así con el dolor y mejorando la movilidad en un corto espacio de tiempo.

¿Duele?

Antes de cada sesión, se hace saber a cada paciente que la punción puede generar dolor, y que éste dura solo unos segundos, siendo perfectamente soportable una vez que estamos informados sobre la práctica terapéutica que vamos a realizar. La molestia post-punción puede durar solo unas pocas horas y a veces – pocas – hasta dos días, al mismo tiempo que va dando paso a un gran alivio y mejoría del problema que hemos estado tratando.

Indicaciones:

Todo dolor o molestia relacionada con puntos gatillo.

– Dolor cervical y cuello.
– Dolor de hombro y del manguito rotador.
– Dolor lumbar y ciática.
– Epicondilitis.
– Fascitis plantar.
– Diversas patologías músculo-articulares en las que están implicados los siguientes músculos: Trapecio, supraespinoso, cuadrado lumbar, glúteos, piramidal, gemelo, soleo, cuádriceps, Isquiotibiales, tibial posterior…

Al mismo tiempo, la punción seca presenta contraindicaciones relativas en pacientes que presenten problemas de inmunodepresión o coagulación, fobia a las agujas, linfedemas, hematomas, tumores, entre otras.